martes, 16 de agosto de 2016

Guía didáctica para profesionales sobre el manejo de dispositivos de administración de insulina y análogos GLP-1

Buenas tardes:
Fuente original de la imagen de la cabecera:
http://wellcomeimages.org/ referencia B0002831 Creditos T.Blundell & N Campillo

Continuamos trabajando a pesar del verano, y en esta ocasión queremos enseñarte cómo está funcionando nuestro Departamento de Formación e Investigación y en particular el estado de nuestra próxima publicación, una Guía Didáctica para profesionales sobre dispositivos de administración de insulina y análogos GLP-1.

Este documento, desarrollado íntegramente por la SEFAR, busca ser una compilación de toda la bibliografía existente sobre la amplia gama de dispositivos empleados para el tratamiento de la diabetes y la pondremos a disposición de toda la comunidad farmacéutica a partir del mes de Octubre, fecha en la que esperamos tenerla finiquitada.

Si quieres conocer más sobre el proyecto, sus objetivos ó seguir el estado del mismo, puedes consultarlo en nuestra web, ó en la página específica creada al efecto.

Igualmente te recordamos que puedes seguir la actualidad de la SEFAR en nuestra página web, en la cual dispones de RSS al que poder suscribirte para recibir las actualizaciones que en ella se produzcan.

Que sigáis "disfrutando" del verano.

Javier

lunes, 4 de julio de 2016

LOS FARMACÉUTICOS DE OURENSE ABORDAN JUNTO A SEFAR MEDIDAS PARA APOYAR A LAS BOTICAS RURALES DE LA PROVINCIA


Adjuntamos nota de prensa del COF de Ourense tras reunión de su presidente con el de la SEFAR.
El presidente del COFO considera absolutamente necesario adoptar medidas para atender las singularidades de las  farmacias pequeñas y garantizar su viabilidad en una provincia como Ourense

Recuerda el importante papel sanitario y de “servicio público” que desempeñan las oficinas de farmacia en el ámbito rural

De las 185 farmacias existentes en la provincia de Ourense, un total de 104 están situadas en núcleos poblaciones rurales

Ourense, 04 de julio de 2016.- El presidente del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Ourense (COFO), Vicente Jairo Álvarez, se ha reunido con el máximo responsable de la Sociedad Española de Farmacia Rural (SEFAR), Francisco Javier Guerrero, para analizar de forma conjunta la situación de las boticas rurales de la provincia de Ourense, así como estudiar posibles medidas que les ofrezcan garantía de viabilidad.

Precisamente, dentro de la provincia de Ourense, han sido las oficinas de farmacia del rural las que más han sufrido las consecuencias de la crisis económica y de los ajustes llevados a cabo desde las Administraciones, hasta el punto de que varias de ellas se encuentran en situación económica muy comprometida.
 
Reconociendo que las Administraciones tienen la obligación de realizar un adecuado uso de los recursos públicos, ésta debe ser consciente de que cuando implanta medidas de carácter lineal, ejerce una presión global en el sector que incide especialmente en las boticas más débiles, transformando lo que en principio es una medida de ajuste en un recorte asistencial, y alejándose por tanto del objetivo principal, que no debe ser otro que garantizar el acceso y la continuidad de los servicios públicos en condiciones de equidad.

Servicio público

En opinión de Vicente J. Álvarez y de Francisco Javier Guerrero, resultaría de vital importancia el estudio de mecanismos selectivos que “relajen” la presión sobre estas farmacias rurales en riesgo, sin descartar la implementación de medidas de apoyo que les ofrezcan garantía efectiva de viabilidad al desempeñar un relevante papel sanitario de “servicio público”, y de vertebración del territorio.

“Quiero recordar que el 99,9% de los ciudadanos tienen una farmacia en el lugar donde viven. No es posible garantizar mayor accesibilidad fuera de las farmacias, tanto en ubicación como en horario de apertura”, destacó el presidente del COFO. Por este motivo, hace un llamamiento a las diferentes Administraciones con competencias en farmacia para que atiendan las singularidades de las farmacias rurales, y para que pongan todo su empeño en preservar y ofrecer una garantía de continuidad a este servicio del rural que tiene sus horas contadas en las actuales condiciones, remarcando que tendrán todo el apoyo del Colegio en este objetivo de vital interés para la ciudadanía. 

Sobre SEFAR

La Sociedad Española de Farmacia Rural (SEFAR) es la sociedad científico-profesional farmacéutica del medio rural. Integrada por farmacéuticos que ejercen su profesión en poblaciones del medio rural, tiene entre sus fines la representación y defensa de los intereses profesionales de este colectivo. Al conocimiento que le otorga trabajar sobre el terreno se añade un intenso trabajo de estudio especializado en las singularidades e inconvenientes que presenta el desempeño de la profesión en el medio rural, siempre con el ánimo de ofrecer soluciones que contribuyan a garantizar su viabilidad.

martes, 14 de junio de 2016

Remodelación de nuestra web

Tras varios años con la antigua web, hemos apreciado que su aspecto y su funcionalidad eran bastante antiguos, motivo por el cual tomamos la decisión de realizar modificaciones en la misma.

Tras mucho trabajo con el informático se ha realizado una renovación integral que sale hoy a la luz, lo cual ponemos en tu conocimiento animándote a visitarla en la dirección de siempre: http://www.sefar.org.es/

Para tu conocimiento, te exponemos las modificaciones efectuadas que son las siguientes:
    - Diseño responsive. Se adapta a cualquier tipo de dispositivo, móvil o tableta.
   - Web personalizada con los logos y colores de SEFAR.
   - Diseño personalizado de más de 44 páginas.
   - Migración de datos
   - Evaluación  y organización de proyectos
   - Herramientas de accesibilidad. Alto contraste, escala de grises y tamaño de letras.
   - Integración de imágenes con slides automáticos.
   - Creación de formularios de contacto y solicitud de inscripción
   - Integración de un blog
   - Inserción y conexión de redes sociales
   - Formularios validados con CAPTCHA
   - Integración y gestión de copias de seguridad
   - Gestión de mejora de rendimiento y caché
   - Seguridad avanzada
   - Optimización SEO
   - Utilización de temas y plugins Premium
   - Certificado de Seguridad SSL
   - Etc, etc,...
Hemos intentado que todos los contenidos estén accesibles, con una navegación rápida e intituitiva que no pierda calidad si la visitas desde cualquier dispositivo móvil,... en definitiva, hemos remodelado de forma íntegra la imagen en la web de la sociedad científico-profesional dedicada al medio rural, la Sociedad Española de Farmacia Rural (SEFAR).

Esperando que ésta sea de tu agrado, quedamos abiertos, como siempre, a tus constructivos comentarios ya que nos permiten avanzar y mejorar en beneficio de todos.

Recibe un abrazo,


Sociedad Española de Farmacia Rural (SEFAR)

miércoles, 18 de mayo de 2016

A VUELTAS CON LOS SERVICIOS PROFESIONALES




 En los últimos meses desde  CGCOF, COFs, etc.… se oye cada vez más hablar sobre Servicios Profesionales desde la Farmacia. Servicios profesionales que los farmacéuticos como profesionales de la salud altamente cualificados estamos preparados para dar, pero a mí este tema me plantea varias dudas, y no porque esté en desacuerdo con esta nueva “onda” que se le quiere dar a la farmacia profesional.

 Estos Servicios Profesionales debieran estar avalados por estudios que demuestren su Viabilidad, Universalidad y protejan el modelo español de farmacia. No debemos caer en el descuido de instaurar una cartera de servicios sin tener un análisis del protocolo del servicio profesional, de la oferta-demanda del mismo, del margen de beneficio, de quienes van a ser los beneficiarios del servicio, de diferenciar las características particulares de la población a la que van dirigidos, etc. Otro punto a tener en cuenta y definir sería quién debería abonarlo el usuario o la administración, a mi modo de ver debería ser la administración porque  así se aseguraría que el pago de la cartera de servicios fuese igual y equitativo para toda la red nacional de farmacia. 


 Pero mi mayor preocupación es la instauración de esta cartera de servicios en el mundo rural, en los municipios de menos de 500 habitantes, en esas poblaciones rurales donde residen 750000 personas, según datos del INE. En estos pueblos es dónde se concentran casi el 91% de las farmacias llamadas VEC (Viabilidad Económica Comprometida),  y me gustaría creer que una cartera de servicios sería suficiente para que los titulares de estas boticas estuviesen bien remunerados y las farmacias fuesen sostenibles, pero lamentablemente, en mi modesta opinión estos servicios no van a ser la solución para estas boticas, porque entre otros la escasa población es uno de los motivos por los que se encuentran en esta tesitura.  El pasado 18 de Mayo en la mesa redonda  “Conversaciones Sobre Botica”, SEFAR expuso que un incremento de medio punto en los recursos destinados a este 4,53% de farmacias, garantizaría universalidad y sostenibilidad del modelo y así seguir salvaguardando la capilaridad característica de la farmacia española, además la viabilidad de estas boticas y que sus titulares tuviesen una remuneración de acorde a su titulación, porque hoy por hoy la gran mayoría son menos que mileuristas. 


 En contra de lo que pudiese parecer no estoy en contra de la cartera de servicios, creo que puede ser una opción válida y factible, siempre que exista consenso y unión entre la profesión. Pero de lo que estoy a favor es que los farmacéuticos que son garantes de la capilaridad del modelo, esos pluriempleados que garantizan el servicio hasta el pueblo más recóndito, sean remunerados como cualquier farmacéutico de atención primaria, porque es justo para ellos y para la población que atienden,  porque es una solución asumible que garantiza el acceso universal a la prestación farmacéutica. 



 Este aumento al 1,5% de lo percibido por estas farmacias ¿Podría formar parte de la particular cartera de servicios para estas farmacias?




 Un saludo



 Elena Amaro López

viernes, 13 de mayo de 2016

Otra vez con la capilaridad

Buenas noches.


Esta semana me han comentado que no se que vicepresidente de un colegio de farmacéuticos de Castilla había hecho unas "desafortunadas" declaraciones. Se resumían esas declaraciones en que las farmacias no viables económicamente, casualmente abiertas mediante el real decreto 909/1978 de 14 de abril, lo mejor que podían hacer era cerrar.



Pues si, lo que usted diga señor vicepresidente, hasta ahí podíamos llegar.



O sea, que todas las políticas derivadas de la ley para desarrollo sostenible del medio rural, ley 45/2007, 13 de diciembre, en lo referente a la fijación de la población en el medio rural, la necesidad de servicios para su salud y, concretamente, la prestación sanitaria farmacéutica, esas, nos las saltamos. Claro, faltaría más, ¡el medio rural sólo sirve para hacer turismo los fines de semana y puentes de guardar!



Esta misma tarde, buscando un artículo, me he topado con la tesis doctoral de D. José Enrique Hours antiguo presidente del Colegio de Farmacéuticos de Madrid. Tesis dirigida por la prestigiosa Catedrática de la Universidad Complutense de Madrid, Doña Mª del Carmen Francés Casaupé. Y, como no podía ser de otra manera, hace referencia a la capilaridad del modelo español de farmacia calificándola de activo. Y no como cualquier activo, sino como el primero de los cuatro principales: gran capilaridad de la red, calidad del servicio, moderación de precios respecto a otros países y posibilidades de control del incremento del gasto farmacéutico si se optara por políticas más racionales.



Bien, pues a mi se me ocurre pensar que si cerraran unas 800 oficinas de farmacia en núcleos superpoblados: Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Zaragoza o Málaga, cualitativamente, la gran capilaridad del modelo español de farmacia no se vería afectada. Pero si cerraran esas más de 800 farmacias, que actualmente se encuentran en una situación de viabilidad económica comprometida, sí se vería cualitativamente afectada la capilaridad. Es más, dejaría de tener sentido un modelo regulado mediante módulos poblacionales.



En resumen, la cuestión que se ha de resolver es la remuneración de las oficinas de farmacias de los núcleos pequeños de población que, ni siquiera, llegan a ganar lo que un adjunto de una oficina de farmacia y, en muchas de ellas, no se alcanza el salario mínimo interprofesional. 



Desde mi humilde opinión, un farmacéutico que ejerce en una oficina de farmacia -no olvidemos que somos subcontratas del servicio publico de prestación farmacéutica o establecimientos privados de interés público concertados con la administración en régimen de colaboración pública-privada, según se prefiera- ha de ser retribuido como cualquiera que realice una labor similar dentro de la administración.



¿Continuará?



Gracias, de nuevo, y un saludo,




Andrés C. Reviriego.

.

domingo, 24 de abril de 2016

FARMACIAS VEC. UNA SOLUCIÓN ASEQUIBLE Y ASUMIBLE



Atendiendo a las últimas informaciones disponibles, 820 oficinas de farmacia han sido calificadas como de Viabilidad Económica Comprometida (976 contando las andaluzas). Según nuestros datos, sus facturaciones medias ascienden a 8.468,19 €/mes, y en virtud del RDL 09/2011 incrementan sus márgenes mediante una insuficiente aportación media adicional de 298,72 €/mes.

El pasado 18 de Abril, en Madrid, la Sociedad Española de Farmacia Rural (SEFAR) organizó el I Foro SEFAR “Conversaciones sobre botica”, y tuvimos la oportunidad de bautizarlo sentando juntos a los responsables de Sanidad de los principales partidos políticos a nivel nacional para poder exponer estas cifras, y para reflexionar sobre otras que aún no habíamos sacado a la luz, intentando, desde la honestidad más absoluta, y con la máxima transparencia, expresar públicamente que el Modelo actual de distribución de oficinas de farmacia vigente en el país, regulado al objeto de garantizar el acceso a esta prestación a todos los ciudadanos con independencia de donde estos vivan, no es viable en las zonas rurales. Y también, para indicarles la incongruencia de que los titulares que garantizan esta accesibilidad universal anden, literalmente, quemados, intentando sostener un Modelo cuya retribución no resulta tan capilar como la atención que se pretende ofertar desde el conjunto de la red.

Desde SEFAR entendemos que la sostenibilidad óptima de la prestación estriba en poner en marcha mecanismos que permitan que estas oficinas de farmacia puedan, en primer lugar, cubrir sus gastos fijos de explotación, y en segundo, obtener unos ingresos netos equivalentes a los de un farmacéutico de atención primaria. Según nuestros números, bastaría incrementar en medio punto ese 1% que ahora percibe el 4,53% de la red, algo que entendemos, asequible y asumible, y que podría realizarse mediante la modificación del RDL 09/2011 y el consiguiente incremento de las cantidades a percibir.

Los farmacéuticos rurales, y seguro que el conjunto de la profesión, nos hemos preguntado en innumerables ocasiones si la viabilidad y la esencia del Modelo son tan difíciles de garantizar, máxime en un entorno social, político y económico como el actual. Nosotros, con nuestro estudio de la situación, hemos pretendido responder de forma negativa a esta pregunta, sólo falta, a la luz de los datos, que todos seamos capaces de ir de la mano para ofrecer una garantía de sostenibilidad de esta prestación, la cual no puede pasar por dejar que un modelo regulado se ajuste por cuestiones propias del libre mercado. 


Todos convendremos que la gente a la que servimos, también en el medio rural, no lo merece, y por supuesto tampoco los compañeros, por eso estoy seguro que todos los actores se sumarán a esta reflexión para ser capaces de darle una solución.  

Francisco Javier Guerrero García
Sociedad Española de Farmacia Rural (SEFAR)
Presidente

Artículo publicado en la Sección Editorial/Opinión de El Global, el 22 de Abril de 2016
http://www.elglobal.net/noticias-medicamento/2016-04-22/editorial-opinion/farmacias-vec-una-solucion-asequible-y-asumible/pagina-opinion.aspx?idart=977933

miércoles, 20 de abril de 2016

La farmacia rural pide más inversión para garantizar su supervivencia

Nota de Prensa tras la celebración del I Foro SEFAR "Conversaciones sobre Botica", celebrado el pasado 18 de Abril en Madrid y en la que se trataba el Presente y Futuro de la farmacia rural en España.





I Foro ‘Conversaciones sobre botica’

La farmacia rural pide mayor inversión para garantizar la supervivencia del servicio en los pueblos pequeños

Más de 14 millones de personas, que viven en pueblos de menos de 20.000 habitantes, estarían en riesgo de perder prestación farmacéutica

SEFAR alerta de que la situación es especialmente grave en los pueblos de menos de 500 habitantes, donde se estima que viven unas 750.000 personas

SEFAR recuerda que la prestación farmacéutica está regulada por el Estado, con el fin de garantizar un acceso universal y apela a la intervención de la Administración para mantener la equidad y la sostenibilidad del sistema

Los partidos políticos reconocen el papel social y sanitario de la farmacia rural, y coinciden en la necesidad de reformar el modelo actual para asegurar su conservación

Madrid, 20 de abril de 2016.- Desde que comenzó la crisis, las farmacias del entorno rural viven una situación  agónica que podría llevar a muchas de ellas al cierre definitivo, una situación que podría afectar a los más de 14 millones de personas que viven en municipios de menos de 20.000 habitantes, dejando sin este servicio sanitario a los más de 750.000 habitantes que viven en municipios con poblaciones inferiores a 500 habitantes.

Para encontrar una solución a este problema, la Sociedad Española de Farmacia Rural, SEFAR, con la colaboración de CíceroComunicación, convocó ayer el I Foro Conversaciones sobre botica, donde se dieron cita los responsables de Sanidad de los principales partidos políticos de nuestro país. El objetivo, exponer a los decisores las dificultades por las que está pasando la farmacia rural y reivindicar medidas que corrijan los desajustes que se están produciendo, principalmente económicos, y que están poniendo en riesgo la existencia de la asistencia farmacéutica en el entorno rural.

Frente a Francisco Javier Guerrero, presidente de SEFAR, y para escuchar sus propuestas y demandas, estuvieron D. José Ignacio Echániz Salgado, Secretario Ejecutivo de Sanidad en el PP, D. José Martínez Olmos, portavoz de Sanidad del PSOE en el Senado, D. Fernando Navarro, portavoz de Ciudadanos en la Comisión de Sanidad del Congreso de los Diputados, Dña. Ana Castaño Romero, responsable de Sanidad en Podemos y D. José Andrés Llamas, Secretario de Salud de IU en Madrid.

Después de casi noventa minutos de discusión y exposición de argumentos,  todos los ponentes que participaron en el debate coincidieron en valorar positivamente el modelo actual, aunque reconocieron que se ha llegado a un punto extremo en el que es preciso hacer algunas modificaciones para poder seguir garantizando el acceso universal a este servicio, sorteando las dificultades económicas.

Condicionantes de la farmacia rural

Entre los factores que condicionan la vulnerabilidad de la farmacia rural, Guerrero destacó, entre otros, la imposición de una retribución común, una mala localización, la tipología de la población a la que atienden, precariedad laboral, y la dependencia de sus ingresos, en un 90%-95%, de la dispensación de recetas. Para el presidente de SEFAR, se necesita un sistema que “garantice a estos establecimientos poder cubrir sus gastos fijos, y a sus titulares obtener unos ingresos netos equiparables a los de un farmacéutico de atención primaria, y recuerda que la facturación media de la farmacia rural es un 88,58% inferior a la de la farmacia media tipo”.

Las principales reivindicaciones de SEFAR se centran, por un lado, en la necesidad de evaluar a priori el impacto que puedan tener sobre las partes más débiles, en este caso las farmacias rurales, aquellas medidas que desde la Administración decidan tomarse como consecuencia de la crisis económica, y por otro, en aplicar un incremento de las aportaciones que reciben estas farmacias más vulnerables.

Para Guerrero, la situación en la que se encuentra la botica rural “responde, fundamentalmente, a un uso inadecuado de los recursos públicos. La farmacia rural constituye, en número, el 4,53% de la red de farmacias, sin embargo solo consumen el 1% de los recursos que aporta el Estado”. En su propuesta, SEFAR apela a una redistribución de los recursos públicos, pasando del 1% actual al 1,5%, ya que “en un sistema como el actual, regulado para garantizar el acceso a la prestación en condiciones de libertad e igualdad, ninguna farmacia debería cerrar por problemas económicos, y menos en el entorno rural, ya que son éstas las que garantizan la universalidad de la prestación”.

José Martínez Olmos, portavoz de Sanidad del PSOE en el Senado, asumió que el modelo retributivo “no es el adecuado para el contexto actual” y reconoció que a pesar de las dificultades que implica su cambio, “es necesario hacer reformas”. Así propuso, como primer paso imprescindible, establecer unos criterios, y determinar cuáles son las farmacias que están en riesgo de desaparecer y que son imprescindibles para la población, y a partir de ahí comenzar a trabajar”.

El portavoz socialista recordó que actualmente se destinan unos 2.500 millones al gasto en farmacia y reconoció que incrementar ese medio punto no comprometería el gasto público.

Fernando Navarro, portavoz de Ciudadanos en la Comisión de Sanidad del Congreso de los Diputados, admitió que “la contención del gasto se ha centrado en los medicamentos dispensados con receta y además se ha hecho de forma lineal, de modo que las grandes farmacias han podido aguantar, pero las pequeñas están sufriendo muchísimo”. En su propuesta, Navarro abogó por una modificación de “la estructura de beneficios y que la rentabilidad no recaiga solo en el medicamento con receta. Somos conscientes de que en las farmacias rurales, un alto porcentaje de las ventas son con receta y no tienen acceso a otro tipo de venta libre, que sí tienen las farmacias urbanas y a las que han recurrido para sobrevivir a la situación de crisis”.

José Ignacio Echániz Salgado, Secretario Ejecutivo de Sanidad en el PP, apostó en su intervención por una defensa del modelo de farmacia vigente, aunque reconoció de la necesidad de tomar medidas que “impulsen la farmacia rural desde un punto de vista legislativo, así como de mejorar los instrumentos que nos permitan conservar uno de los elementos más importantes de nuestro Sistema Nacional de Salud”.

Un servicio regulado por el Estado

El presidente de SEFAR recordó que el estado es el que regula el servicio de farmacia “con el fin de garantizar una prestación universal a toda la población con independencia de donde ésta viva”, y sin embargo, la regulación parece no estar resultando satisfactoria.

Al hilo de esta reflexión, José Andrés Llamas, Secretario de Salud de IU en Madrid, se llevó el debate al terreno internacional, defendiendo que “existe una incongruencia, porque por un lado se defiende el actual sistema regulado, pero por otro lado, estos partidos (en referencia a PP, PSOE y Ciudadanos) aceptan el secreto de las negociaciones del Tratado del Libre Comercio (TTIP) con Estados Unidos, donde el sistema de farmacia tiene una regulación completamente diferente a la de España”.

Respecto a las consideraciones sobre el gasto farmacéutico, Llamas contempló la necesidad de hacer un diagnóstico para definir “qué unidades financiamos, cuáles dejamos de financiar y cuáles son las que intervienen realmente en el incremento del gasto farmacéutico, de tal modo que si aplicamos las medidas a partir de un correcto diagnóstico de la situación, evitaríamos las consecuencias indeseadas que luego se dan en ámbitos concretos del sistema como las farmacias rurales”.

Un modelo más allá del mercantilismo

La propuesta de Ana Castaño Romero, responsable de Sanidad en Podemos, apostó por la implantación de un nuevo modelo de redistribución y de una serie de mecanismos que determinen qué otros servicios sanitarios puedan entrar a formar parte de la oferta de la oficina de farmacia, “para que no dependiera exclusivamente de la cuestión mercantil, de lo que venda o no venda”.

Para la portavoz de Podemos, “es un buen momento para empezar a debatir sobre la prestación sociosanitaria y comunitaria que puede ofrecer la farmacia y que, desde la farmacia rural, sería el modo de empezar a poner en marcha esta nueva redistribución”.